Volver al listado

Cómo hacer una mesa de escritorio

  • 24 ene 2011
  • |
  •  
  • Comentar
  • |
  • Compartir
  • |
  • Imprimir

Por: Libertad Durán

Si tienes un espacio dedicado al estudio o al trabajo, uno de los elementos que no te pueden faltar en él es un escritorio. Es posible que no quieras invertir un dinero en esta pieza de mobiliario y prefieras hacerlo tú mismo. No es una tarea demasiado complicada, así que, aunque no tengas demasiadas nociones de carpintería, podrás llevarla a cabo si sigues una serie de consejos que te damos.

Hay veces que los ordenadores son difíciles de colocar por el espacio que ocupan. Por esto, la mesa deberá ser amplia, para que puedas disponer el pc y sus complementos. Antes de nada, ten en cuenta la altaura de la mesa, puesto que será la responsable de permitirte una postura cómoda a la hora de sentarte a trabajar.

Si la mesa es para uno de tus hijos, no la hagas basándote en sus medidas, ya que crecerá y se quedará pequeña. Lo que debes hacer es comprar una silla de altura regulable con una barra en la que pueda apoyar los pies hasta que le lleguen al suelo.

Materiales

Para empezar la labor, deberás adquirir un tablón de madera que es el que emplearemos para tabla horizontal. Las medidas deberás adecuarlas a la habitación y la zona que hayas destinado para este elemento. Consigue también dos tablas que serán los laterales y actuarán como soportes. Para barra de sujeción necesitarás otro tablón un poco más grande. Con este, conseguirás darle estabilidad al conjunto. Por último, reúne unos cuantos tornillos de melamina y un destornillador eléctrico o manual.

Una vez que tengas todo el material reunido, comienza por unir las patas a la barra de sujeción. Para esto, puedes emplear un tirafondos normal o tornillos especiales. Después, en la parte inferior de las patas, la que está en contacto con el suelo, sería conveniente poner cuatro topes por si quieres mover el escritorio sin rallar el suelo. Es importante que el tablón de sujeción esté a ras con la parte superior de las patas.

Para terminar, deberás colocar la tabla superior tratando de centrarla bien. Para esto, es recomendable que dejes unos 6 centímetros por cada lado con respecto a las patas y que sobresalga algún centímetro de fondo. Con unos tornillos más o tirafondos, fija el tablón superior a las patas y a la barra de sujeción. Ya tienes tu escritorio, ahora podrás añadir diferentes accesorios, tales como cajoneras, baldas o incluso una bandeja inferior para el teclado.

  • Subir 
Comentarios Realizar comentario
Envía tu comentario