Nombre
E-mail
Confirma tu e-mail
Contraseña
Tu perfil (opcional)
Código postal (opcional)
Al pulsar confirmas que aceptas nuestro Aviso legal y Política de cookies
E-mail
Contraseña
No soy usuario, registrarme

Volver al listado

Un cambiador convertido en mesa para el ordenador

  • 18 may 2012
  • |
  •  
  • Comentar
  • |
  • Compartir
  • |
  • Imprimir

Por: Marta Fernández

Si tienes un mueble en casa al que ya no le das mucho uso o simplemente te vendría mejor utilizarlo para otra cosa, es muy sencillo… ¡piensa en darle una nueva vida! Con un poco de visión, algunos materiales y herramientas podrás cambiarlo radicalmente. En este caso te vamos a proponer que el viejo cambiador de tu hijo lo transformes en una mesa auxiliar para el ordenador.

En 10 pasos conseguirás un gran cambio

 

  1. El paso previo a cualquier manipulación es tener el mueble completamente limpio. Asegúrate de limpiar todas las partes a conciencia para que el resultado quede perfecto.
  2. Lo primero que tienes que hacer es lijar la madera visible con una esponja de especial para este tipo de material. Esto se hace para limar todas las asperezas posibles.
  3. Aplica una imprimación de tapaporos.
  4. Elige el color que le quieras poner a tu nuevo mueble. En este caso se ha elegido el blanco. Pinta toda la superficie con el fin de evitar cualquier resquicio anterior.
  5. Aprovecha cualquier recorte de papel pintado que tengas por casa o directamente compra uno que sea de tu agrado. Pégalo en la base de los estantes del cambiador.
  6. Este mueble originalmente tenía un reborde que impedía dejar al ras la parte superior. Por ello se ha tenido que situar un falso estante para salvar esta distancia.
  7. Para conseguir esos centímetros necesarios forra dos listones de madera y fíjalos en la base que ya tenías forrada de papel pintado.
  8. El estante que tienes que situar también debes vestirlo. Puedes hacerlo con el mismo papel o apostar por otro con distinto estampado.
  9. Cuando ya esté todo listo vuelve a limpiarlo y situalo en su ubicación definitiva.
  10. Ahora solo queda ubicar los complementos de un modo original, dejando un espacio extra para el ordenador. ¡Ya está listo tu nuevo mueble! Ya puedes presumir de él ante tus invitados.

¿Qué vas a hacer con el cambiador de tu bebé cuando crezca?

 

  • Subir 
Comentarios Realizar comentario
Envía tu comentario