Nombre
E-mail
Confirma tu e-mail
Contraseña
Tu perfil (opcional)
Código postal (opcional)
Al pulsar confirmas que aceptas nuestro Aviso legal y Política de cookies
E-mail
Contraseña
No soy usuario, registrarme

Volver al listado

El invernadero

  • 29 jul 2010
  • |
  •  
  • Comentar
  • |
  • Compartir
  • |
  • Imprimir

Por: Libertad Durán

Puede que ya hayas creado un huerto en tu jardín, con él podrás tener tus verduras y hortalizas sin depender de nadie. Pero el inconveniente que tiene es que cuando hay heladas o situaciones climatológicas poco adecuadas, no obtendrás los resultados que deseas. Para lograr cosechar a lo largo del año sin depender del clima, lo mejor es tener un invernadero.

Este tipo de contrucción puede ser tanto familiar como industrial, lo que quiere decir que cabe la posibilidad de que lo tengas en el exterior de tu casa. Además, es una instalación que puede realizarse con muy poco presupuesto y con pocos materiales.

Tipos

Existen varios tipos de invernaderos. Como las condiciones del clima son diferentes en cada lugar, se precisan construcciones distintas que colaboren a que éste pueda adaptarse a las condiciones de la zona. Las variedades de invernaderos se clasifican por determinadas características relacionadas con el montaje del mismo:

  • Planos. Es ideal para zonas poco lluviosas. Su estructura se divide en dos, la horizontal y la vertical. Se adapta a cualquier tipo de suelo, pero es caro y tiene un envejecimiento rápido.
  • Tipo raspa. Similar al anterior pero cuenta con más altura, puede llegar medir 4 metros. Es económico de montar y ofrece más espacio. Sus mayor desventaja es que presenta mucha variación de luz por la diferencia de alturas dentro del mismo.
  • Asimétricos. Muestra su cara sur más extensa para captar mayor energía solar, así cuando se construye hay que situarlo en dirección este-oeste, por el recorrido solar. Resulta muy económico y tiene una buena ventilación. Como desventaja se puede destacar que no aprovecha bien la lluvia.
  • De capilla. Puede ser en aguas o de doble capilla. Es de fácil construcción y acepta todo tipo de cubiertas. Además, tiene buena ventilación.
  • De cristal. Esta tipología es muy utilizada en Europa. Tiene una estructura de metal con una cubierta de vidrio. A pesar de tener un tamaño pequeño normalmente, es uno de los más caros debido a la complejidad de su forma.
  • Tipo túnel. Gracias a su estructura de metal, permite controlar los factores climáticos externos e internos. Su colocación es muy rápida porque hay amarzones prefabricados, además de esto, cuenta con buena ventilación y equilibrio frente a la lluvia o el tiempo. La única desventaja es que es uno de los más caros de montar.
  • Subir 
Comentarios Realizar comentario
Envía tu comentario